Medicina funcional, enfermedades crónicas, enfermos crónicos, enfermedad crónica, dolores crónicos, dolencias crónicas, enfermedades respiratorias, Resistencia insulina y diabetes, Hipertensión arterial, Sobrepeso y obesidad, Santiago, Chile

Enfermedades crónicas, Medicina funcional, enfermos crónicos, dolencias crónicas, enfermedad crónica, dolores crónicos, enfermedades respiratorias, Resistencia insulina y diabetes, Hipertensión arterial, Sobrepeso y obesidad, Santiago, Chile

enfermos crónicos, Medicina funcional, enfermedades crónicas, enfermedad crónica, dolores crónicos, dolencias crónicas, enfermedades respiratorias, Resistencia insulina y diabetes, Hipertensión arterial, Sobrepeso y obesidad, Santiago, Chile

Instituto

RECETAS

By 15 enero, 2020 No Comments

CALDO DE HUESOS

A la Flora Intestinal la hemos dañado durante décadas por exceso de medicamentos, especialmente los antibióticos, por abuso de químicos que ingerimos en productos procesados, Comida Chatarra, Estrés, Cigarro y Alcohol, cesáreas, etc. Cuando el intestino está dañado, se produce una situación llamada Leaky Gut, Intestino poroso. Al estar poroso, alimentos que no se lograron digerir bien por las mismas razones (se genera una falta de enzimas digestivas), pasan a través de la barrera dañada entrando al torrente sanguíneo. El sistema inmune entonces reacciona contra esos invasores produciendo inflamación. Este fenómeno, que puede darse en personas que no sienten ningún síntoma digestivo, ha sido implicado en el desarrollo de alergias alimentarias, enfermedades autoinmunes y numerosas otras afecciones crónicas. El colágeno de los huesos ayuda a regenerar la pared intestinal y devolverle su buen funcionamiento. Las células del intestino son las que más rápido mueren y son sustituidas por otras; el aporte directo de aminoácidos ayuda a la formación de nuevas células sanas. También son necesarios para producir enzimas digestivas, mientras que los numerosos minerales apoyan la formación de bilis. Los huesos son la reserva de minerales del cuerpo. Además, poseen proteínas de un tipo distinto a las de los músculos, entre las cuales el famoso colágeno. Al hervir, esos elementos se disuelven en el agua.

Contiene 19 aminoácidos.
Numerosos minerales y electrolitos, en particular calcio, magnesio, potasio, fósforo y sulfuro, Colágeno, glucosamina, ácido hialurónico. Glutatión, que es antioxidante y desintoxica. Lo importante es que el caldo sea de huesos con o sin la carne (vaca o pollo), pero deben estar presentes los huesos. Los huesos usados deben ser de animales criados de forma libre, sin antibióticos y de “pastoreo”. De otra forma, esos huesos pueden tener altas concentraciones de plomo que son tóxicas para el cuerpo.

RECETA:

CALDO DE HUESOS (puede ser de Pollo o Vacuno)

1 pollo entero debe ser sin antibióticos ni hormonas.
1/4 taza de Vinagre de sidra de manzana
4 litros de agua filtrada o mineral (no de la llave)
3 tallos de Apio
2 cebollas
Hojas de Laurel
Granos de Pimienta
Perejil
Sal de mar

Se puede asar primero el pollo en el horno con sal y hierbas a gusto. O cocinarlo en la olla junto a los huesos.
Retirar la carne para comer, refrigerar o frezar.
Rescatar los huesos, cartílagos todo.

Colocar en una olla grande los huesos y bañar en vinagre de sidra de manzana para sacar los minerales de los huesos. Dejar reposar una hora.
Agregar más agua para cubrir el pollo. Junto a los vegetales y aliños. Menos la sal y perejil.
Reducir a fuego lento, tapar y cocinar por 6 a 10 horas.
Si te pilla la noche se puede apagar y continuar al día siguiente comenzando con un hervor.
En los últimos 10 minutos agregar el perejil.
Enfriar y colar.
Agregar la sal.
Las verduras se pueden moler, poner en cubeta de hielo y dejar como caluga de caldo para cocinar.

Se puede refrigerar por 5 a 7 días o congelar por 6 meses. Si se congela, no se debe llenar el tarro ya que pede explotar.
Lo puedes tomar solo o agregar a sopas o cremas de verduras.

Deliciosas Crackers de Semillas

 1 taza semillas de girasol.     ¾ taza de semillas zapallo .   ½ taza semillas de chía y sésamo.

¼ taza semilla de linaza.     Sal de mar opcional.    Hierbas/especias a elección: orégano, tomillo, etc.   1 ½ taza de agua.

Mezcle todos los ingredientes con el agua y deje reposar 20 min hasta que se absorba el líquido.

Precaliente el horno a 170º

Cubra la bandeja con papel de mantequilla, colocar la mezcla encima y volver a cubrir con mas papel, con un uslero aplanar.

Hornear 20 min aprox. dar vuelta y hornear 20 min.    Dejar enfriar y quebrar con las manos en pedazos irregulares.

Guardar en tapper bien hermético.

Paté de Tomate

100 gr. tomates deshidratados.   50 gr. ciruelas secas sin carozo.   50 gr. Nueces molidas .  Ajo (opcional)

Aceite de oliva .  Sal de mar .  Pimienta a gusto

Preparación

Hidratar los tomates en agua tibia.   Eliminar durezas.

Poner en la juguera con un poco de su agua de hidratación y agregar los ingredientes hasta formar una salsa mas densa que líquida. Agregar aceite de oliva, luego la aliñamos con sal y pimienta a gusto.

Pesto de Albahaca

1 ramo de albahaca.   150 gr. Semilla de girasol.   Ajo opcional.   Sal de mar.   Aceite de oliva.   Pimienta a gusto.

Preparación

Hidratar semillas de maravillas al menos 2h antes, luego escurrir.

Poner en la juguera semillas, solo las hojas de la albahaca (el tallo queda amargo), ajo, sal aceite de oliva y pimienta hasta lograr una mezcla consistente.

NOTA: estas recetas son una colaboración de nuestra Health Coach Carolina Saieh.

 

 

Leave a Reply